www.andaduras.com

 

 

Guadalajara

La provincia de Guadalajara encierra rincones en los que los amantes de la naturaleza pueden encontrar acomodo. Algunos muy conocidos, como la Tejera Negra, últimamente muy de moda, parece que a todos nos ha dado por ir a visitarla, lo que encuentro maravilloso, siempre que se respete y se cuide. Para ello la Junta de la Comunidad de Castilla La Mancha ya ha puesto los medios, restringiendo las visitas en las épocas claves.

No es este el único punto que merece nuestra atención. La Pelegrina, también bastante conocido, es otro lugar que, aunque totalmente diferente al anterior, merece ser visitado.

No menos visitado es Valverde los Arroyos, imposible de aparcar en sus alrededores en días de fiesta tan señalados como Semana Santa o puentes en los que la afluencia de público es masiva.

 

 

 

 

 

 

 

Cañon del río Dulce
Pelegrina
Pico Ocejón

Senda de las Carretas (Hayedo de Tejera Negra)

Imágnes del Hayedo de Tejera Negra)

En el límite de la provincia, separándonos algo de los pueblos negros, como Majaelrayo, encontramos el Puerto de la Quesera, muy cercano al Parque de la Tejera Negra, y que une la provincia de Guadalajara con la de Segovia, en el que podemos encontrar otro precioso hayedo, cercano a Riaza

En esta zon, la sierra de Ayllón se muestra preciosa, principalmente si podemos visitarla nevada, en sus escondidos rincones, lejos de las pistas de esquí, donde las rocas se mezclan con arbustos y arboleda.

Pero mi hincapié lo haré en esos otros que no son tan conocidos, que incluso se ven en cierto estado de abandono que ojalá pueda ser solucionado.

Son zonas cuyos habitantes suelen haber emigrado a las grandes urbes, abandonado las tierras y por consiguiente la maleza suele hacerse dueña de algunos puntos preciosos, como las cascadas que forma el Río Dulce a su paso por Aragosa.

Me llenaría de satisfacción que algún día pudiera cambiar el contenido de estas líneas y poder decir que Guadalajara está tan cuidada y protegida como se merece.

Charo Bustamante